LA CONDENA

Actualizado: feb 26

“Cuando Cassandra les advirtió a los troyanos,

la trataron de loca y la arrastraron de los cabellos…”


Raffaella dijo que tendría un ángel enviado por Dios para que el mundo fuera un mejor lugar. Terminaría con los racismos, el hambre, la avaricia, la envidia, el ansia de poder, el armamentismo. La gente la escuchaba embelesada.


Llegó el gran día en que nació el bebé ángel. Era hermoso, el pelo blanco, los ojos azules, rasgados. Lo brazos blancos, las piernas amarillas y el cuerpo moreno. La gente se sorprendió y no supo qué pensar. Era tan extraño.


Bastó con que una mujer dijera que era diabólico para que el mundo entero lo rechazara y de Raffaella nadie quiso saber más.


Dicen que el pequeño murió de tanto llorar, mientras su madre vaga por la tierra mesándose los cabellos y tratando de entender su suerte.


Escrito por:

Rebeca-Carrasco



#Condena #Demonio #Llanto