NOTICIAS

¿Qué hay de nuevo en Aguja Literaria?

Florencia García, directora BPD
“HAY UN PÚBLICO MUY PROPENSO A LEER EN FORMATO DIGITAL”
15 de junio de 2016

En una entrevista publicada en el portal conectateconlalectura.cl, Florencia García, la encargada de la primera Biblioteca Pública Digital en Chile, manifestó que a pesar de los prejuicios que persisten respecto a la lectura digital, con el tiempo, un número cada vez mayor de personas se está atreviendo a leer y a publicar en este formato.

Si bien, en los últimos años los índices de lectura digital han ido en aumento, aún no dejan de ser bajos. En el año 2014, un 74% de los chilenos declaró no haber leído nunca un libro digitalizado. Si bien, pareciera haber por delante una tarea titánica, hay que destacar que los índices de lectura -en cualquiera de sus formatos- en nuestro país ya son deficientes, por lo que el número no es tan dramático considerando los esfuerzos que está haciendo el gobierno por incentivar a nuestros compatriotas a leer. Una de estas iniciativas, es la creación de la Biblioteca Pública Digital; que cuenta con un catálogo que contiene más de 8 mil títulos  y una aplicación gratuita para smartphones, lo que indica la consolidación de la misma, ya que, en dos meses estuvieron a punto de igualar la cantidad de préstamos del año anterior.

Florencia García, en una entrevista otorgada al portal conectateconlalectura.cl, explicó cómo fue sumarse a esta avanzada era digital, cómo se están relacionando las editoriales y cuáles son los siguientes pasos; entre ellos, la reciente inauguración de la primera biblioteca pública digital física.

Para hacer frente a este cambio de paradigma, García indicó a dos sitios que han logrado democratizar el acceso a la información: Memoria Chilena y Biblioteca Nacional Digital. Ambos poseen un perfil centrado en la conservación y difusión del patrimonio histórico chileno. De esta forma, cada usuario que descarga un texto, queda como propietario del mismo. Por su parte la BPD, actúa como una biblioteca pública tradicional, en la que los libros se prestan por un tiempo determinado y existe una gran demanda por las novedades editoriales.

Según García, este proceso de conversión surgió de la pregunta: “¿cómo generar otro tipo de servicios que permitan revertir los índices de lectura a nivel nacional? Fue entonces cuando vimos que estaba asociado a la tecnología. La portabilidad de 2,5 celulares por persona en Chile y el grado de conectividad de las mismas, muestran que el escenario se presta para decir que hay un público muy propenso a leer en formato digital y quizás sin darse cuenta, ya estaba leyendo así”, comentó Florencia, quien además, agregó: “El año 2015 prestamos 15.800 libros. No hemos terminado marzo y llevamos 14.200 préstamos. Y en términos de inscripciones, cerramos el año pasado con 12 mil usuarios. Desde el lanzamiento de la app (20 de enero) llevamos 25 mil inscritos. En dos meses nos duplicamos en relación al 2015, esto significa que hemos tenido que aumentar exponencialmente las colecciones y las copias que tenemos, y a la vez acelerar procesos que generalmente en la administración pública son muy lentos”, manifestó.

A lo anteriormente mencionado, la directora añade que el tener disponibles más de 8 mil títulos de manera gratuita para descargar en el teléfono celular, elimina de raíz un gran prejuicio existente en nuestra sociedad de que leer es caro. En este caso leer no cuesta ni más ni menos de lo que cuesta un plan de telefonía celular. De la mano, también, se elimina el prejuicio referente a la biblioteca. Ahora ya no estará lejos: la biblioteca está al alcance de todos.

En la BPD se pueden encontrar títulos como Poemas de amor, del poeta nacional Raúl Zurita, Cuentos Completos de Phillip K. Dick, Finanzas Corporativas de Jonathan Berk, El Viaje de María de la Luz Uribe y el clásico Condorito, disponibles para descargar.

 

Con respecto a los nuevos pasos que está dando la Biblioteca Pública Digital, la directora menciona la recientemente inaugurada biblioteca pública digital física. “Fue inaugurada el 14 de abril, en la comuna de Independencia. Es un espacio relativamente pequeño que no tiene ningún libro impreso, pero que ofrece todos los servicios de una biblioteca tradicional: capacitación, préstamos de material bibliográfico, acceso a información, etc. Este proyecto está financiado por Entel, la Dibam y la Municipalidad de Independencia, y allí vamos a iniciar un préstamo de tabletas. Esta biblioteca estará dotada de 30 tabletas para su préstamo a domicilio, pero además va a ofrecer una serie de servicios virtuales, como por ejemplo, cuentacuentos”, señala.

Por último, Florencia García comenta que las editoriales han tenido que subirse al vehículo del cambio y digitalizar todos sus libros y afirma sobre las últimas: “Ahora están trabajando en la conversión digital, ya que vieron en ello una posibilidad de crecer”.

 

Fuente: conectateconlalectura.cl

COMENTARIOS
  • Los temas y opiniones emitidos por nuestros colaboradores y entrevistados son de su exclusiva responsabilidad y no necesariamente representan el pensamiento de la Dirección de Aguja Literaria. 

  • El equipo editorial de Aguja Literaria se reserva el derecho de publicación.

  • Autorizamos a nuestros lectores para extraer parcial o totalmente los textos citando la fuente.